8/1/10

La leyenda del Hilo Rojo


Existen infinidad de cuentos y leyendas en asia, una de las mas peculiares , es la leyenda del hilo rojo. Segun su variante de region o pais el hilo rojo se ata en el dedo meñique, en el pie o en el corazon... Y dice que todos aquellos que estan predestinados a encontrarse estan ligados por este hilo invisible, a pesar de las circunstancias, el lugar, el tiempo o lo que sea. Ese hilo invisble puede enredarse, puede tensarse, puede ser inmensamente largo, pero nunca podra romperse. Si piensas por un momento en el hilo rojo, te daras cuenta de que no solo habla del amor en pareja, si no que el rojo simboliza la fuerza y la suerte y el hilo es la luz que nos va enlazando a todos uno a uno...

En japón se tiene la creencia de que las personas predestinas a estar juntas se encuentran unidas por un hilo rojo atado al dedo meñique. Es invisible y permanece atado a estas dos personas a pesar del tiempo, del lugar, de las circunstancias...


El hilo puede enredarse o tensarse, pero nunca puede romperse.


Esta leyenda surge cuando se descubre que la arteria ulnar conecta el corazón con el dedo meñique. Al estar unidos por esa arteria se comenzó a decir que los hilos rojos del destino unían los meñiques con los corazones; es decir, simbolizaban el interés compartido y la unión de los sentimientos.

Incluso durante el Periodo Edo (1603 a 1867) algunas mujeres se amputaban el dedo meñique para demostrarles su amor a sus maridos. Se consideraba un símbolo de completa lealtad.
Por eso en japonés los kanjis de "promesa de meñique" significan "dedo cortado". Los japoneses suelen cerrar promesas haciendo una “promesa de meñique”, a la que corresponde esta canción infantil:

♪ Yubikiri genman, uso tsuitara hari senbon nomasu… ♪

♪ Promesa de meñique, si miento me tragaré mil agujas... ♪

El hilo rojo es simbolo de amor , pero a su vez esto tiene una contraparte sádica y pesimista ya que algunas mujeres se amputaban el dedo meñique para demostrarles su amor a sus maridos y se consideraba un símbolo de completa lealtad. y en china aparte de la leyenda se tiene tambien la creencia de que a veces el hilo rojo es tan largo que nunca jamas se encuentra a la persona que esta atada al otro extremo, o que al estar roto y ser invisible nunca nos llevara hasta nuestro verdadero amor.
La leyenda del hilo rojo dice que hubo una vez un gran emperador que murio joven. A su muerte su hijo se hizo cargo de todo el imperio, el nuevo emperador era joven inexperto impetuoso y tenía prisa por aprender todo y encontrar su hilo rojo. Asi fue como uno de sus lacayos le hablo de una bruja que poseia toda la sabiduria del universo y sabia distinguir y ver el hilo rojo de todos los seres humanos, asi fue como el emperador mando buscar a la bruja y le ordenó que buscara para él, el otro extremo del hilo rojo. La bruja tardó tiempo en localizar el final del hilo, pero al fin le dio una respuesta al emperador. Le llevó al otro lado del río hasta una aldea destartalada en medio de la nada donde una mujer pobre vendía pan en un mercado con su bebé en brazos y la bruja le dijo al emperador:
- Aqui termina tu hilo rojo emperador.
El emperador creyendo que la bruja ser reía de él, enfureció, empujó a la mujer y al bebé que cayeron por el suelo rodando y el bebé se hizo un gran herida en la frente , cosa que no le importó al emperador quien en pleno ataque de ira también mandó prender a la bruja y ordenó que la decapitaran ahi mismo.
El emperador marchó de la aldea regresando a su castillo dando por zanjada la funesta burla que según él le había gastado la bruja y se olvidó del tema hasta pasados unos años....

Llegó el momento en que el emperador debía desposarse y siguiendo los consejos de los integrantes de su corte debía casarse con la hija de un general muy poderoso del otro lado del río, al emperador le pareció buena la idea ya que sabía muchas cosas sobre este general, sabía que era distinguido, honorable , muy respetado y además según decian, su hija era una de las jóvenes bellezas emergentes asiáticas, por lo que no lo pensó dos veces y mandó realizar todo tipo de preparativos para la boda.
Llegado el día dentro del templo y enfrente del altar los dos contrayentes , el emperador levantó el velo de la novia a la que vería por primera vez, y su sorpresa fue inmensa cuando se dio cuenta de que esa bella mujer poseía una cicatriz muy peculiar en la frente y que le trajo a la memoria la pobre aldea y el vaticinio de la vieja bruja a la que habia mandado decapitar.



Otra leyenda sobre el hilo rojo cuenta que el anciano que vive en la luna, sale cada noche y busca entre las almas aquellas que estan predestinadas a unirse en la tierra, y cuando las encuentra las ata con un hilo rojo para que no se pierdan.

Otra interpretación cuenta que el abuelo de la Luna ata un hilo rojo en la muñeca de cada niño que nace; ese hilo está atado a muchos hilos, que a su vez sujetan las muñecas de todas las personas con las que ese niños está destinado a encontrarse durante toda su vida.

Otra leyenda: A veces, la gente antigua imaginaba que un anciano estaba debajo de un árbol en la luna: es el dios del matrimonio.
Este anciano tiene un hilo rojo y una lista de nombres de todos los jóvenes solteros. Cuando cree que un chico y una chica pueden casarse, ata ese hilo rojo en los pies de los dos jóvenes (pero la gente normal no puede ver este hilo), y luego los dos pueden conocerse y casarse. Pero de vez en cuando, el anciano de la luna se equivoca, y cuando se da cuenta del error, corta el hilo y luego los novios se separan.


En definitiva, según las leyendas asáiticas más optimistas... El hilo rojo es el hilo invisible que nos acerca a todas las personas en esta tierra y lo que nos une a pesar de vientos y mareas, bien sean familiares, amigos, vecinos o conocidos.. .
Es la metáfora de la afectividad sentida , pero jamas fingida.

6 comentarios:

Yuri dijo...

Tenéis un blog muy lindo y muy humano.
Un beso

Cla dijo...

yo tengo mi hilo rojo atado y se que la otra punta esta distribuida en el universo...
Ya se mi grandes amores están, pero tengo otros amores que la amistad-hermandad me ha depositado en mis manos para cuidar o para que cuiden de mi, tu también eres parte de una de esas puntas de hilo...
Dios te bendiga...

CLA AHI 20DIEZ

VIVIR dijo...

Muy bonita esta historia del hilo rojo mi alma... los blogs son tb hilos que nos atan... ¿que no? ...

Ole tu...

Un beso enormeeeeeeeeeeeeeeeee prima

carlos dijo...

excelente blog besos

Anónimo dijo...

Holaaaaa....`hermosa leyenda...y como tal cuanta verdad.Cuantos hilos rojo hay por el univero??....creo que tengo los mios y estan camine por donde camine.

BESOTESSSSSS
Maquia!!-

Patricia dijo...

Me parecieron muy interesantes esos ejemplos. No conocía la historia del hilo rojo, tampoco conozco a quien esté atado al otro extremo... seguiré buscando...
Muy linda tu entrada, Dubby.
Un beso!